• regalos arquitectos
Blog de STEPIEN Y BARNO – publicación digital sobre arquitectura
6 Comentarios

#EUROVEGAS ¿ÁNGEL O DEMONIO?

0. sheldon_adelson eurovegas

Como ya viene siendo habitual en los últimos meses en esta publicación digital de arquitectura, en vez de enrollarnos con nuestras paranoias, nos animamos a dar paso a otras voces que puedan generar un bonito e intenso debate. En esta ocasión, abordando el posible proyecto de  #EuroVegas son Beatriz Aedo, Ana Enguita, Justo Ruiz Granados, Verónica Sánchez, Alejandro del Castillo y el equipo formado por Cristina Fernández, Arantxa Lara y Ángel Martínez quienes se animan a darnos su opinión sobre el tema en cuestión. Mil gracias chic@s por el esfuerzo de síntesis y rigor que habéis realizado!!

Así que, a partir de ahora, os animamos a tod@s vosotr@s a que nos contéis cómo veis este polémico proyecto.

RESPUESTA 1 _ Autor: Justo Ruiz Granados (1)

Centro molecular avanzado, Centro internacional de estudios contra el cáncer, Ciudad internacional del libro, La ciudad sostenible, Centro internacional de estudios contra el Alzheimer, Ciudad para la Investigación, desarrollo y sostenibilidad mundial,… bueno, seamos serios: Madrid está a un paso de ser proclamada la capital del euro vicio, la Sin City cañí. Ardo en deseos de contemplar los fabulosos rascacielos con chorreras, ¡qué película!, pero ¡qué película hubiera hecho el gran Berlanga!. Venturi no cabría en su gozo: cocido-landia, chulapo-landia, el Cristo de Medinaceli en todo lo alto, Los Gabrieles, La Dolores y los Gatos en neón, cucuruchos de estraza repletos de gallinejas, churros y porras gigantes que iluminan las estrellas, trileros en mesas de terciopelo, castizos travestidos, chamarileros, farolillos desmedidos, madroños, castañas y alpargatas luminosas, El retorno de Los Pecos, Julio Iglesias, el Poli y Camilo Sesto, organillos y barquillos del tamaño de una montaña, meretrices, guiris, chulapos, fatuos, manolos, palomos, gañotes, maderos, pontejos, cañas, serrín y boquerones monumentales, monteras y capotes como hoteles inusitados, exorbitantes pinchos y tapas con ventanas y banderolas, mayúsculas botas de vino tinto como fuentes de colores, la Cibeles comestible, banderillas, tiznaos, bacalaos, callos y bocatas de calamares descomunales y por los aires, La Movida en subwoofer colosal, el alabardero ciclópeo, Goya como El Teide, Las Meninas amorosas en cartón piedra, El Guernica en 3D, la pluma de Góngora hercúlea, Cervantes cabezón, una tinaja titánica para la brisca y arrojar los dados… ¡¡la Plaza Mayor 5 veces del tamaño de Chamberí!!… un no parar.

Venecia, la Torre Eiffel, “Napoleónlandia” o el Taj Majal en cartón piedra descomunal, ¡qué original!…¡Buá!, tan sólo son ridículas nimiedades forasteras. Donde esté la ruleta de callos a la madrileña fluorescente que se quiten las pirámides de Gizeh en vidrios de colores.

Incomparables son las sonrisas de grandeza de la salvadora delegación madrileña, a quienes agradecemos el que nos hayan redescubierto las Américas. Gracias, muchas gracias, damas y caballeros. El cementerio-internacional-de-residuos-radioactivos tampoco hubiese estado mal. Ustedes pónganos delante la zanahoria de las falsas bondades de tan importantes y necesarios proyectos que ya iremos luego a gastarnos nuestros dineros dos veces.

No creo que sea esta una discusión arquitectónica. No procede. La discusión está en preguntarse si es lícita la milmillonaria inversión privada como excelencia para construir la pandereta más grande y más sonora. El contrato draconiano impuesto es de un sarcasmo que hiere el amor propio. No hay propuesta arquitectónica, tan sólo la esperpéntica humillación del cartón piedra. Berlanga que estás en los cielos: ¡qué película hubieras hecho!,… pero ¡¡qué película!!… con el toro de Osborne color de rosa y más alto que Torre Europa.

No es este un asunto como para tomárselo a broma, hablo muy en serio.

RESPUESTA 2 _ Autor: Ana Enguita (2)

“Yo me pregunto, Ana: ¿qué pasará con todo esto dentro de 50 años? Veremos la ruina de toda una arquitectura que no llegamos a habitar, y entonces sí estará bien ocuparlo o imaginar qué hacer”

Lo recuerdo perfectamente. El sol daba directamente sobre el volante y le dejaba marcada toda la silueta en la carretera. Era el 2004. Nosotros hablábamos de todos los campos de golf que se estaban construyendo en Murcia y de cómo los ayuntamientos se rendían a ese dinero fácil. Mientras, el territorio, las huertas, y la idiosincrasia de esta región poco a poco se iba convirtiendo en piedra, en ruina, en ladrillo. Han pasado 8 años de eso, ni siquiera hacían falta 50 para encontrarnos con estos futuros arqueológicos.

#EuroVegas será la segunda ruina del “american way of life” que nos tragamos. Primero fue la vivienda, ahora es el ocio.

Pasados estos años, y después de hacer un seguimiento a toda la información digital que he podido abarcar con estos ojos y estas manos, vuelvo a darme cuenta de que hablar de urbanismo es hablar de política. Nadie está hablando de la habitabilidad de las calles de #EuroVegas, ni siquiera sabemos cómo será el proyecto, aunque nos podemos hacer una idea con la experiencia en Macao (2004)(gracias @Zulo_). Hablamos de redes, de mafias, de flujo monetario, de estrategia, de la política piramidal.
Sería muy fácil y ruidoso continuar por la corruptela, las mafias, el paraíso fiscal, “Miedo y Asco en las #Eurovegas” o de si Adelson con sólo mover su ficha conseguirá por fin la independencia de Cataluña, o de si realmente son relevantes 100.000 puestos de trabajos (frente a los cinco millones de parados que existen ahora en España) a cambio de transigir con todo lo anterior. O, si queréis, en un tono más efectista, de la bajada de pantalones de Madrid y Cataluña, o del poderoso Don Dinero, o de CSI Spañistán…

Pero no quiero cansaros la vista con imágenes agoreras. Ya habréis leído bastante por ahí.  Lo que prefiero imaginar, lo que me gustaría decir es, como creía este amigo del que os hablaba al principio, que tenemos por lo menos cierta esperanza. La esperanza que nos han dado los últimos tiempos: el urbanismo como práctica política participativa, horizontal, la suerte de contar con internet como canal para ello…

Y ojalá podamos saltar de la imaginación a la realidad e invitar a Adelson a que se marche arrepentido a otro país en ruinas con una tarjetita que diga “NO SE VENDE”. Y ojalá que, de aquí hasta que llegue ese momento, no reciba más que portazos masivos, inmensos, de escala metropolitana.

RESPUESTA 3 _ Autor: Beatriz Aedo (3)

Lo primero que debo decir ante la posibilidad de que implanten este megaproyecto en cualquiera de las dos ciudades candidatas es que se debería tener en cuenta el carácter de éstas, su identidad. Quizás se debiera considerar si EuroVegas puede compartir esa imagen de ciudad, si puede mejorarla o sólo deteriorarla. Realmente, no podemos negar que Las Vegas es una ciudad muy rentable, económicamente hablando, pero se ha de ser consciente también que es un lugar que muy poca gente escogería para formar una familia debido al ambiente inestable que en ella se genera.

Dejando de lado, la atmósfera que se crearía en torno a este proyecto, observemos una de sus ventajas más señaladas: la creación de empleo. En una crisis económica como en la que se encuentra España, nuevos puestos de trabajos siempre significan una reacción positiva. Pero, aquí, nuevamente surgen varias preguntas; ¿se alcanzarán las cifras esperadas? o ¿EuroVegas tendrá un primer boom y luego terminará por desinflarse rápidamente y quedar abandonada? Recordemos que Madrid y Barcelona ya disponen de casinos y éstos no son su principal atractivo… ¿Quién mantendrá estas instalaciones si no obtienen el éxito esperado?

Otra implicación de EuroVegas está claramente relacionada con la disputa política por hacerse con ella. Una de las particularidades de este proyecto son las exigencias que, a priori, se exponen para su realización, que no son nada más, ni nada menos que la exclusión del proyecto de cumplir ciertas leyes o su indirecta invitación a modificarlas, y, aún así, las dos ciudades se pelean por hacerlo. ¿Qué moraleja hemos de sacar de esto? ¿Si uno pone dinero sobre la mesa la ley cambia a su voluntad? No parece algo muy ético desde luego…

Por último decir ¿pueden los españoles en su situación actual permitirse el lujo de disfrutar de este tipo de actividades? ¿O este proyecto vivirá sólo de la inversión extranjera? Si es así… ¿los beneficios se quedarán aquí o también se marcharán?

En conclusión, este proyecto no está pensado para el ciudadano de a pie, no se podrá permitir disfrutarlo, ni le dará un empleo correspondiente a su calificación; éste sólo percibirá el ambiente que se generará en torno a él asumiéndolo con todas sus consecuencias.

RESPUESTA 4 _ Autores: n´UNDO _ Verónica Sánchez y Alejandro del Castillo (4)

El lenguaje como la arquitectura, admite casi cualquier tipo de horror, cualquier mutación deletérea. Este es el caso de esta palabra imposible que pretenden ahora vendernos, antónima en ella misma. Europa y Las Vegas son posiblemente las dos formas más opuestas de entender el territorio, la ciudad, la sociedad, el medioambiente o el consumo. Diverso y complejo frente a homogéneo y simple, inclusivo y participativo frente a extensivo e individual, sostenible y racional frente a ilimitado e irresponsable.

O al menos así era hasta hace poco. Parece que nuestro modelo no nos gusta y para mejorarlo hemos decidido importar, como en aquel penoso western, impunidad (eso que erradicaron los estados de derecho), por un puñado de dólares.  Leyes urbanísticas y laborales a medida, terrenos e infraestructuras públicas al servicio personal e intransferible de un ciudadano -¿se nos ha olvidado ya el ferrocarril a la Warner y todas sus promesas y esperanzas aun bajo el yeso?- y un nuevo estilo de vida, el de un septuagenario, con una ambición y una falta de ética ilimitadas.

Se ofrece la promesa, la quimera, de puestos de trabajo de poca calidad, y mucho dinero para las manos de unos pocos; a cambio se deja el lastre de un nuevo bodrio de fantasía para las generaciones futuras. Más subcultura que desmantelar. Decía Tony Judt, en ese indispensable “Postguerra”, que el futuro de Europa (y dedicó toda su vida a estudiarla) era la Cultura. Esa a la que nuestros políticos recortan fondos con la misma ligereza con la que privilegian a una persona frente a millones solo porque a su nombre se antepone la palabra magnate.

¿Cuándo dejó la arquitectura de servir a la sociedad y las personas, para servir a la especulación y los charlatanes?

¿Será la hora del trabajador comprometido? O, ¿pesa más la necesidad como trabajadores?

RESPUESTA 5 _ Autores: Cristina Fernández, Arantxa Lara y Ángel Martínez _ todos ellos aparejadores y Ángel y Arantxa, estudiantes del último curso de Arquitectura en la Escuela Superior de Arquitectura y Tecnología (ESAYT, UCJC). (5)

Comenzamos nuestras andaduras en el mundillo de la construcción en plena burbuja inmobiliaria, entonces un arquitecto técnico era un triunfador, la carrera con mas posibilidades laborales, nos decían, pero lo que nos vendían no era mas que humo, como pudimos comprobar poco después. Nos reciclamos, seguimos estudiando, con la esperanza puesta en una crisis, de la que, incluso, llegamos a pensar que podíamos aprender cómo no hacer las cosas, pero no, todo fue una utopía. Viendo proyectos como Eurovegas nos damos de bruces con la realidad. Nada ha cambiado, el ladrillo sigue siendo la píldora que cura todos los males, la panacea prometida, o eso nos quieren hacer ver.  Una huída hacia adelante en un sistema caduco, una huída que se refleja no sólo en el proyecto de Eurovegas, sino también en la nueva Ley de Costas, o en la nueva Ley de Construcciones Rurales de la Comunidad de Madrid.

La reflexión actual sobre el consumo insostenible, el excesivo número de proyectos desarrollados en los últimos años, nos siembra una duda: ¿forma parte del pensamiento generalizado por culpa de la crisis o es una reflexión más profunda? Nos aferramos en pensar que se trata de una reflexión más profunda cuando los hechos demuestran quizá lo contrario.

Ahora, muchos pensarán que es una noticia esperanzadora, (del verbo Esperanza Aguirre), esperanza de un país que, cual enfermo moribundo, se aferra a las palabras de falsos profetas cegados por la avaricia, nada más lejos de la realidad. Una inversión desmesurada, con un consumo de suelo desmesurado. Una inversión económica que no justifica el gasto social que el proyecto tendrá, y todo… ¿para qué?

Imagino a los directores de algunas Escuelas, oportunistas,  preparando una nueva optativa: ‘La construcción de Ciudades Casino’, un nuevo engaño para obtener clientes de esos como, quizá nosotros, cuando oímos por primera vez que la construcción tenía un índice de paro bajísimo. Al fin y al cabo somos, en parte, lo que nos enseñan las escuelas.

(1) Justo Ruiz Granados:

Arquitecto ETSAM.
Arquitecto colaborador en el estudio Navarro Baldeweg Asociados SLP
CUP arquitectura.
Profesor de Análisis de Formas en la EPS CEU Arquitectura.

(2) Ana Enguita: comunicadora, artesana y mediterránea. Arquitecta egresada de la Universidad de Alicante.

(3) Beatriz Aedo: Estudiante de tercer curso de Arquitectura en la Universidad Francisco de Vitoria. Interesada en el Urbanismo y en la relación de la Arquitectura con el hombre.

(4) n´UNDO (Verónica Sánchez | Alejandro del Castillo)

n’UNDO intenta representar, visualizar y concentrar una actitud que siempre ha existido pero que en estos últimos años está emergiendo con un impulso renovado: la de repensar y reelaborar lo existente. Tras una historia ligada básicamente al crecimiento, a la adición, a la creación ex novo,  la arquitectura como disciplina y profesión comienza a volver cada vez más sobre sus pasos, dirigiendo la mirada hacia toda una serie de construcciones abandonadas, desarrollos urbanos perniciosos, fallidos o insostenibles, construcciones o elementos sencillamente prescindibles, atentados varios contra el medio ambiente, etc.

(5) Los autores: Cristina Fernández (@criss_cu), Arantxa Lara (@arantxalara) y Ángel Martínez (@angelmmartinez). Los tres somos aparejadores, que es como nos gusta que nos llamen, y Ángel y yo estudiantes del último curso de Arquitectura en la Escuela Superior de Arquitectura y Tecnología (ESAYT, UCJC).

1. eurovegas _ STEPIENYBARNO 500

* Enlaces de interés:

– Eurovegas y pobreza de espíritu de algunos políticos, aquí.

Madrid, a un paso de conseguir el «EuroVegas», aquí.

– Las voces contra EuroVegas se organizan en una plataforma, aquí.

– La plataforma ‘Eurovegas No’ cuestiona las cifras de empleo prometidas con el ‘megacasino’, aquí.

– El mega proyecto de turismo, ocio y juego Las Vegas Madrid, aquí.

Noticia seleccionada por el Canal de arquitectura STEPIENYBARNO.

STEPIENYBARNO EN LINKEDIN

STEPIENYBARNO EN TWITTER

STEPIENYBARNO EN FACEBOOK

*Stepienybarno está formado por Agnieszka Stepien y Lorenzo Barnó y desde mayo del 2009 estamos en la red con  la presente publicación digital (Blog) de arquitectura.

Nuestra actividad se sustenta en tres pilares básicos: la investigación, la publicación (comunicación y difusión) y la redacción de proyectos de arquitectura.

A su vez, somos socios cofundadores de SINERGIA SOSTENIBLE y redactores de LA CIUDAD VIVA.

* Los editores de esta publicación digital no nos hacemos cargo de de los comentarios y  conceptos vertidos en los textos firmados por otras personas, siendo éstos de responsabilidad exclusiva de sus autores.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
6 COMENTARIOS
  1. CZ8

    Muy buenas!
    Me parece que en este proyecto no estamos hablando de arquitectura como ciudad, partiendo de la idea que se que la relación que surge con el ciudadano de a pie no va más allá de un cierto carácter económico que, lejos de la realidad, podríamos casi poner en duda. Años atrás, quizás se me hubiera ocurrido pensar que dicho proyecto podría ser capaz de traer más beneficios a la ciudad, al urbanismo que se está desarrollando. Pienso que ya está demostrado que la cultura de Las Vegas no va más allá de la cultura de los anuncios y falsos edificios de cartón piedra que desarrollan una nueva arquitectura de turismo y ocio que eclipsará la ya existente y sólo beneficia a los promotores privados que invierten en dicho lugar, reemplazando así la arquitectura al servicio de la ciudad, del ciudadano, por el urbanismo especulativo y de farsantes que actualmente parece estar en auge.

  2. Andrés

    ¡Demonio sin duda! Parece que, además, el modelo Las Vegas está incluso en crisis en… ¡el propio estado e Nevada! También (dicen) que los terrenos del Delta de Llobregat que se ofrecían en Barcelona pertenecían a gente de CiU.

  3. Miguel González

    Nos empeñamos en mejorar lo mejor que tenemos el turismo y la construcción si eso ya nos funciona bien mejor que en otros muchos países ¿por que nos empeñamos en estropearlo? hemos hundido la construcción haciendo que esta soportara el peso de la economía durante los últimos 20 años ahora queremos hundir el turismo de calidad para traer turismo de borrachera como en ciertos pueblos de Cataluña que no saben como descaerse de ellos ¿no sería mejor orientar nuestros esfuerzos en mejorar aquello en lo que somos deficitarios? prácticamente toda la industria la tenemos que exportar se nos llena la boca de nuevas tecnologías que por lo general son fabricas extranjeras en nuestro país o que directamente exportan de otros países !por favor un sistema económico sostenible ya!

  4. Jesús González Arteaga

    El caso de Eurovegas me lleva una reflexión externa a la arquitectura, ya que esta aberración deja al termino soberanía nacional (que bien les llenaba la boca en el bicentenario de “La Pepa”), al nivel de la arquitectura banal de Las Vegas.

    En este momento no tenemos que debatir si la arquitectura será mejor o peor, es el tiempo de evitar el asesinato de esta democracia agonizante a cargo de poder económico personal. ¿como podemos concebir que por una inversión económica, por muy alta que sea, un estado de derecho va a modificar sus leyes? Leo con incredulidad declaraciones sobre las facilidades que van a poner las administraciones, a quien pide modificar leyes como las de extranjería, el estatuto de los trabajadores, las leyes de subvención a empresas,…
    Y todo esto sin adentrarme en las barbaridades urbanas y sociales que solicita. Sigo sin creerme que se pueda solicitar que no si construyan viviendas de protección cerca de un territorio o que se eliminen o reduzcan plazos para la tramitación de licencias.
    Así vemos la eliminación del componente social de un territorio que va a ser “regalado”, se suprimiran los ya excasos medios de participación pública en favor de la única participación del magnate.
    La eliminación de la cañada es más de lo mismo.

    Pero en volviendo a mi reflexión inicial, cada vez me siento más un campesino del siglo XIX, cuando el sufragio era censitario y solo aquel con un elevado capital podía opinar y decidir, o incluso peor ya que directamente se nos impone una legislación favorable a una única persona con la idea de que es por el interés público. No se a vosotros pero para mi esto es despotismo

  5. Jose Miguel Macanás

    El argumento de la creación de empleo (200.000 empleos directos y 300.000 indirectos) se viene abajo al contemplara algunos datos generales.
    2Las Vegas Sands Corp cuenta en su totalidad con 36.000 empleados”
    “540.000 plazas hoteleras en España dan trabajo a 390.000 personas”

    Más datos en:
    http://www.elplural.com/2012/04/02/la-plataforma-%E2%80%98eurovegas-no%E2%80%99-cuestiona-las-cifras-de-empleo-prometidas-con-el-macroproyecto-de-los-casinos/

    La falta de transparencia con la que se esta llevando el tema por parte de los gobernantes solo demuestra lo mucho que ocultan

  6. Marisa Haro

    Dice Ana Anguita que “hablar de urbanismo es hablar de política”, totalmente de acuerdo. Lo triste, en mi opinión, es que en este caso ni se habla de Urbanismo ni se habla de Política. Solo se habla se Dinero, solo de Dinero (mucho dinero).
    Un país endeudado hasta las cejas, con cinco millones largos de parados es un lugar idóneo para querer implantarse. Y aquí lo tenemos. Las dos ciudades mas importantes de España en pugna por atraer el megaproyecto. A pesar de que ello pueda hacer peligrar la esencia misma de la ciudad. Ya no serán munca mas Madrid o Barcelona a secas, serán MadridVegas o BarcelonaVegas (llaman al invento EuroVegas).
    ¿Qué organismo vivo en la naturaleza trata de atraer a su parásito en espera de que lo fagocite? No conozco ninguno hasta el momento. ¿Estaremos asistiendo al comienzo del primero?.

    Como resumen y colofón, no me gusta la ciudad de las Vegas. No me gusta porque es una megaciudad no apta para la vida de relación (tal como a mí me gusta vivir). No me sentí bien andando por sus enormes avenidas. No me sentí bien estando en sus enormes hoteles-casinos. La gente se sienta ante las máquinas tragaperras y pueden estar diás enteros, sin darse cuenta de si es de día o de noche. Ni me gustaron sus inmensos centros comerciales bajo tierra, donde se vive con luz artificial y días y noches son de ficción. Eso no es la vida real es un enorme decorado donde todo es posible y donde lo único que importa no es la diversión (pobres incautos) sino que fluya el dinero… en la misma dirección siempre.
    Hagan juego señor@s!!! que LA BANCA SIEMPRE GANA.

DEJA TU COMENTARIO

Tu dirección de correo no va a ser publicada. Campos obligatirios están señalados con *

GRACIAS POR LEERNOS
Archivo
Suscríbete a las actualizaciones de este blog

Volver al inicio